El pago con tarjeta de crédito se activa en un medio de transporte de Zaragoza: así funciona el sistema ‘Cronos’

El usuario únicamente tendrá que pasar por los tornos con su tarjeta de crédito o débito, sin necesidad de sacar el billete sencillo en las máquinas de autoventa

Tarjeta de crédito en Cercanías de Zaragoza
Estación de Goya, donde ya se puede pagar el servicio con tarjeta de crédito.

 

Aunque todavía no conocemos cuándo se podrá pagar en el autobús urbano, metropolitano, rural y el tranvía de Zaragoza con nuestra tarjeta de crédito o débito, algo que en otras grandes ciudades se puede hacer desde hace años, en la capital aragonesa y su entorno metropolitano ya existe un medio de transporte con el que poder pagar con este método de pago.

Desde ya, los trenes de Cercanías de Zaragoza se pueden pagar mediante tarjeta bancaria gracias al sistema «CRONOS«, que permite viajar mediante el uso de tarjeta bancaria sin contacto, física o en un dispositivo móvil, con simplemente aproximarla a los tornos de las estaciones.

Renfe recomienda, si se va a optar por esta forma de pago, que la tarjeta física se saque del bolso, mochila o cartera para garantizar una mayor fluidez de validación en las estaciones del área metropolitana y de la propia ciudad de Zaragoza.

Qué tarjetas están permitidas para pagar Cercanías Zaragoza y cómo se pagará en las estaciones

Únicamente serán válidas como forma de pago y título de transporte las tarjetas admitidas por Renfe Viajeros, que son la Visa y Mastercard, de crédito o débito, siempre que estas sean contactless.

El precio del viaje será el del billete sencillo, conforme a las tarifas en vigor. Con la validación realizada podrán viajar una o varias personas, aunque todas tendrán que tener un mismo origen y destino.

Para viajar, obligatoriamente se debe validar la tarjeta, antes de iniciar el viaje y a la salida del mes. Cuando la transacción con la tarjeta o teléfono móvil sea correcta, el torno emitirá un pitido acompañado de una luz verde y en la pantalla aparecerá un «pase, buen viaje», mientras que en el caso de que la validación sea incorrecta, la luz será roja y el pitido será doble con un «tarjeta no válida».

Esto será posible en todos los tornos de las estaciones urbanas de Miraflores, Goya, Portillo, Delicias, la metropolitana de la ciudad de Utebo y el barrio rural de Casetas. Eso sí, habrá que tener en cuenta que habrá que pasar la tarjeta por el torno que en las estaciones se especifiquen.

En el caso de que un interventor o revisor exija la tarjeta al usuario, únicamente hará falta presentar la tarjeta física o virtual al personal de Renfe.

El uso del Cercanías de Zaragoza se dispara con los abonos gratuitos

Aunque la forma de pago con la tarjeta de crédito descuenta el billete sencillo, la opción más popular para viajar en los trenes de Renfe entre Casetas y Miraflores, en la línea C1, son los abonos recurrentes. Cuestan 10 euros y sirven para viajar ilimitadamente por todas las estaciones durante cuatro meses.

Los de mayo están ya disponibles y servirán para viajar hasta el último día de agosto. La irrupción de estos títulos, que sustituyen a los abonos mensuales y de diez viajes, han impulsado el uso de los trenes de Cercanías en Zaragoza en un 55 %, hasta alcanzar una media de usuarios en los días laborales de 1400 viajeros.

Fiesta Parque Atracciones Zaragoza